El 20%

Voz en Edimburgo,

Hace poco más de una semana, el sábado 7 de Julio, en sincronía con miles de simpatizantes que se movilizaron en todo el terreno Mexicano, ciudadanos sin sombrero ni zarape se congregaron en la plaza que rodea a la Galería Nacional Escocesa, en Edimburgo.

Después de que se repitiera la clara manipulación de la clase política en las elecciones para presidente de la república, efectuadas apenas el 1º del mismo mes, el descontento nacional, que ya se sabía y venía gestando, además de cobrando fuerza ,se manifestaron.

Una notable explosión en las redes sociales mueve nuevas organizaciones y estructura ideas, además de confrontarlas. Una notable participación filosófica de parte de todos los paradigmas políticos.

El tema aquí es la supuesta compra de votos y ensuciamiento del proceso electoral con actos corruptos y negligentes, además de modificación descarada de resultados para favorecer a la figura política que beneficia a quien puede nombrar al presidente con el dedo.

Es cierto que esta clase gobernante ocupa todos los niveles de la gobernabilidad (o ingobernabilidad) en México, y que la oposición, en este caso la izquierda, carece de esta experiencia o fogueo, además de venderse como una voz “radical” en un país altamente conservador, de ideas de bronce, “chapadas a la antigua”.

Es en este marco que un discurso revolucionario que propone ideas utópicas como guía o eje de dirección no acaba por causar más que interpretaciones literales que ven la poca viabilidad de las propuestas optimistas que se expresan.

Creo que lo importante es eso, no que se puedan o no cumplir cada una de las palabras expelidas por algún representante de la sociedad, o de líderes de movimientos, sino la energía que de ellos emana, la estima y la intención, que, si bien puede tacharse de ingenua, no lo desacredita como falso.

Todos pasamos por una etapa de ingenuidad, donde las buenas intenciones no veían los obstaculos en el camino de una vida plagada de ratas y de nuestros propios vicios, si bien aún después de abrir un poco los ojos seguimos teniendo las buenas intenciones. Hay en cambio cabrones que jamás tuvieron estos objetivos productivos, que no pueden siquiera vislumbrarlos, por podredumbre mental, espíritual o lo que sea… demasiadas tv novelas o completo desinterés en el trabajo, como fruto de un degenere de los productos del poder y la vida al estilo romano.

Así que los movimientos juveniles, y estudiantiles que de estas elecciones surgen, representan un paso importante en la manifestación de la voz y conciencia de la sociedad y de la evolución de las ideas sociales. Aquello que no se habla no existe.

Puede que el 80% de la población no se pronuncie a favor o en contra, pero esa esa la proporción que ya sabemos existe en la naturaleza, el 20% mueve al otro 80, como la proporción entre la cabeza y el resto del cuerpo. Las costumbres, vicios y modos son difíciles de modificar, y a veces las razones no son suficientes.

Entonces, esta sincronía de millones de Mexicanos es un fenómeno de unificación, millones de consciencias, es un proceso digno de admirar como lo es observar el grácil movimiento de un banco de pesces, o una parvada de aves, manadas o dicho de otro modo, organismos vivos funcionando con lo mejor que la naturaleza les proveé, siguiendo los lineamientos que la tierra permite. Observermos pues a los movimientos de revolución y protesta emerger en todo el mundo, México no es un caso aislado, sólo es otro nombre para la indignación mundial. Simón.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s