Vilnius Full of Space

Hace una semana regresamos al Reino Unido, después de visitar Lituania por dos semanas, dándonos unas “merecidas vacaciones” después de la intensa vida en Holanda. Aunque no abrazo por completo el concepto de vacaciones, no pude hacer mucho más, pues la familia de Liucija nos trató grandiosamente y comimos todo lo que tal vez no habíamos comido (ni comeremos) por causa de la vida nómada que nos damos.

Bold Buildings covered with fog

Bold Buildings covered with fog

En fin, La primera impresión que tuve de Lituania fue muy similar a lo que había escuchado acerca de su sovieticidad. Aparte de que el lugar está lleno de lugares vacíos, y bunkers, los colores que percibí con mis ideas preformadas eran colores de la tierra, cafés, y un poco grises por la niebla que hubo los primeros días. Y no, los lituanos no son rusos.

A little cottage in our way to Trakai

A little cottage in our way to Trakai

A diferencia de otros países de la mitad occidental de Europa, en Lituania (y me supongo que otros países del rumbo), la mezcla cultural no es tan grande en la sociedad, así que me sentí como nopal en la nieve, y se siente bien la verdad. De cuando en cuando la gente te mira con curiosidad y te habla en inglés, aunque es bastante común tener el problema del idioma.

Así que en los primeros días de la Lituanización nos fuimos a viajar, visitar el paisaje y los castillos en montículos o en algún lago en Trakai, luego a la costa noroeste del país, en el mar Báltico, donde hay una especie de península muy delgada, el Istmo de Curlandia,  que forma el lago de Curlandia en su interior.

Walking in the dunes of  the Curonian Spit

Walking in the dunes of the Curonian Spit

La península está llena de dunas, lo cual es muy particular en algún momento de frío, pues para mis conceptos, dunas se refieren a desiertos, que a su vez se refieren a lugares cálidos, y ¡no una playa con nieve!,  otra paradoja para mí, después de relacionar playas y arena con olas, surf y quemaduras de piel.

DCIM100GOPRO

En este momento agrego un mapa de la ubicación de Lituania para aquellos que, como yo, no se enteran de dónde queda el país en primera instancia. Y aprovecho para meter también un segundo mapa de la que algún día fue la total extensión del gran ducado de Lituania, hacia el siglo XV, que se extendió hasta el mar Negro.

Lithuania in EuropeGrand Duchy of Lithuania

Así fue, después de hablar apasionadamente de historia con el padre de Liucija, se hace notar la posición de Lituania en el desarrollo de Europa y sus lenguajes. Al parecer, las tribus lituanas llevan paradas en la misma posición geográfica desde los inicios de la evolución europea, dando paso a una de las lenguas más viejas, muy cercana al Proto-Indo-Europeo. Este lenguaje, similar al de Latvia (que nadie más que los lituanos habla por cierto) es próximo al Sánscrito.

El camino de regreso de la península hacia Vilnius estuvo adornado con nevadas que iniciaron por esos días y no pararon en el resto del tiempo que estuvimos por ahí. Una vez llegamos a la ciudad vimos el cambio del gris soviético al blanco cubierto por la nieve.

Polish Fortifications

En éste clima las visiones de la nieve y el concreto mezcladas con el lenguaje ininteligible, hacen sentir una realidad totalmente ajena a la del mundo en los grupos lingüísticos romances y climas moderados. En particular me sentí atraído por una serie de fortificaciones estilo bunker en plena ciudad.

Polish Fortifications

Al parecer Lituania ha estado en el camino de todo mundo en el curso de los conflictos bélicos del continente, enfrentándose a los mongoles, ocupando su territorio, aliándose con Ucrania, Polonia y otros pueblos. Eventualmente Lituania se encontró entre rusos, alemanes y polacos, siendo ocupado por ellos en diferentes tiempos.

Entrances of Fortifications

Como resultado, hay una variedad de construcciones de guerra por todo el territorio del país. Tuve la oportunidad de toparme un bunker o fortificación que según fuentes locales perteneció a los polacos en la entre-guerra, como parte de la preparación para enredarse con los rusos. Las fortificaciones están muy cerca del centro de Vilnius, justo bajo un pequeño monte sobre el cual se edifica un nuevo centro comercial. El lugar deber ser el nido de todo tipo de junkys  y otros gañanes, razón por la cual decidimos quedarnos al margen y tomar fotografías sólo del exterior, que ya era muy bonito. Ya la presencia de la nieve es bastante atractiva y pintoresca diría yo.

A view from the Castle in Vilnius

A view from the Castle in Vilnius

Desde este lugar nos movimos al centro de Vilnius con el objetivo de beber cerveza lituana y encontrarnos con gente. En este centro edificios modernos se elevan junto a edificios abandonados o en obra negra, muy pintoresco. Ya caminando por el centro del pueblo, uno se da cuenta de las similitudes entre las calles viejas de ciudades europeas y la herencia de lugares como Guanajuato, México (búscalo en Google ahora si no sabes qué es ese lugar) u otros centros culturales.

Walking down the old town in Vilnius

Walking down the old town in Vilnius

El arte está bien distribuido por las calles y las actividades artísticas, galerías y museos no hacen falta en el centro. Visitamos el Centro de Arte Contemporáneo,  y pudimos asistir a la exhibición de trabajos por artistas del Fresnoy Art Centre, en Francia. En particular llaman la atención el trabajo de David Rokeby y Zahra Poonawala, he aquí el link. http://www.cac.lt/en/exhibitions/current/5953

Al final, los lituanos no parecen ser tan rusos o agresivos como me los habían pintado, y aunque encontramos charcos de sangre en tres ocasiones en la calle, no tuvimos ningún encuentro con nada raro que no haya visto en otras ciudades. Las personas con las que nos encontramos todas hablaban inglés y eran bastante abiertas al nuevo extranjero, aunque sí se notó en alguna tienda la actitud dura de las bestias de la nieve.

Mucho frío y buena comida en Lituania, pintoresco y rico en historia, ahora definitivamente me compro un libro que no haga distinción entre este y oeste en la narrativa de Europa. ¡Ah! Y el pan frito, esa maravillosa creación de los lituanos, ¡qué bonita es esa cosa!

Beautiful with beer!

Beautiful with beer!

Para más fotos de Lituania visitar https://www.facebook.com/io.roberto.liucija

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s